Atrofia vaginal: ¿cómo tratarla?

Portada » Comunidad FIV Recoletos » Blog » Ginecología » Atrofia vaginal: ¿cómo tratarla?


Atrofia vaginal

La atrofia vaginal o vaginitis atrófica es un trastorno muy frecuente en las mujeres menopáusicas  que se asocia con la aparición de síntomas vaginales que afectan la vida sexual (sequedad, picor, dolor con las relaciones sexuales o  sangrado tras ellas), incontinencia urinaria e infecciones urinarias frecuentes. Se calcula que la mitad de las mujeres en la menopausia padece alguna de las molestias relacionadas, aunque solo una de cada cuatro consulta con su ginecólogo para tratarla.  

A pesar de que en los últimos años la salud vaginal y sexual va dejando de ser tabú y se le da más atención social, sigue existiendo una  tendencia a minimizar o no consultar estos síntomas,  probablemente tanto por considerarlo “normal” a cierta edad como por vergüenza  a hablar de ello. Existen en la actualidad tratamientos que mejoran la calidad de vida vaginal relacionado con la atrofia, por lo que , desde FIV Recoletos queremos dar a conocer sus causas, sus síntomas y su tratamiento para ayudar a identificarlos y acudir al ginecólogo.

¿Qué es y por qué se origina la atrofia vaginal?

La atrofia vaginal consiste en el adelgazamiento de las paredes vaginales, lo que supone una disminución de la lubricación y, por tanto, una mayor sequedad vaginal e inflamación.

Se relaciona con la disminución de los estrógenos, la principal hormona sexual femenina, que favorecen  el engrosamiento, la flexibilidad y la lubricación de de la pared vaginal. Aunque es mucho más freciente durante la adolescencia, también puede afectar a mujeres más jóvenes, en etapas con estrógenos bajos  como después del parto o durante la lactancia, o en situaciones en las que la función ovárica está alterada como en el caso de extirpación de los ovarios o en los tratamientos con quimioterapia, o radioterapia de la zona pélvica.

¿Qué síntomas presenta la vaginitis atrófica?

La sintomatología de la vaginitis atrófica varía de unas mujeres a otras y puede   al principio en algunos casos, no presentar ningún síntoma evidente.

Por eso es crucial conocer cuáles son los signos más comunes de este trastorno, para acudir a un especialista en cuanto se presente algún indicio. Estos síntomas son:

  • Sequedad vaginal
  • Dispaurenia (dolor en las relaciones sexuales)
  • Disuria (Escozor al orinar)
  • Incontinencia urinaria
  • Prolapso vaginal (desplazamiento de las paredes vaginales hacia abajo)
  • Ardor o escozor en la vagina
  • Pequeños sangrados vaginales, sobre todo, tras mantener relaciones sexuales

¿Cuál es el tratamiento más adecuado para reducir los síntomas de la atrofia vaginal?

Ante cualquier sospecha de padecer atrofia vaginal se recomienda acudir al ginecólogo para que estudie el tratamiento más adecuado para cada caso. La vaginitis atrófica va aumentando progresivamente la gravedad de sus síntomas, por lo que empeora con el tiempo, más si no se trata.

A grandes rasgos, dependiendo de la severidad de los síntomas, los tratamientos y recomendaciones más usuales son:

  • Recurrir a cremas hidratantes en los casos más leves ya que mejoran la sequedad vaginal, junto con lubricantes vaginales antes del coito, para evitar el dolor con el sexo.
  • El tratamiento más frecuente de la atrofia vaginal es el tratamiento hormonal con estrógenos locales (mediante cremas de aplicación vaginal).
  • En los casos con una sintomatología vaginal más severa junto con otros síntomas de la menopausia, puede ser necesario el tratamiento con estrógenos orales.
  •  Existe un nuevo tratamiento con láser ginecológico de la atrofia vaginal que está teniendo muy  buenos resultados.  El láser Gynelease es una técnica basada en la fototérmica, que combina la potencia del láser CO2 con la delicadeza necesaria en los tratamientos destinados a una zona tan sensible como es el interior de la vagina. Consiste en aplicar minúsculos impactos de láser que favorece la nueva síntesis  de  colágeno y mejorar el tono y la elasticidad vaginal.

En FIV Recoletos, contamos con un equipo de ginecólogos que pueden acompañarte  en la salud femenina en todas las etapas de la vida. Si padeces alguno de los síntomas de la atrofia vaginal o te encuentras iniciando la etapa  menopáusica,  contacta con nosotros para cuidar  preservar tu salud ginecológica y sexual.

Deja un comentario

Name*

Email* (never published)

Website

NO