¿Qué beneficios aporta el ejercicio durante el embarazo?

Portada » Comunidad FIV Recoletos » Blog » Obstetricia » ¿Qué beneficios aporta el ejercicio durante el embarazo?


EMBARAZO_EJERCICIO

El ejercicio físico es muy beneficioso para la gestante y el feto en los embarazos sin complicaciones. Hay que realizarlo con moderación, de forma constante y con ejercicios de bajo impacto. Al ejercitarte notarás mejoras físicas y psicológicas, y reducirás el riesgo de obesidad de tu hijo.

Beneficios

El ejercicio moderado durante el embarazo te ayudará a fortalecer los músculos y a prepararte para el parto pero, antes de decidirte por un tipo de ejercicio en concreto o de seguir con aquellos que ya practicas, consulta con tu ginecólogo. Él te aconsejará sobre el tipo de ejercicio más adecuado dependiendo de tu estado físico y el mes del embarazo.

Manteniéndote activa durante el embarazo obtendrás numerosos e importantes beneficios físicos y psicológicos. Mejorarás tus condiciones físicas y cardiorrespiratorias durante y después del embarazo, controlarás mejor la ganancia de peso, tendrás una mayor flexibilidad en las articulaciones y reducirás los riesgos de desarrollar diabetes o hipertensión gestacional y tendrás una mejor recuperación física tras el parto. Además, la realización de ejercicio alivia algunos síntomas comunes en el embarazo como las piernas hinchadas y el dolor de espalda. Psicológicamente, mejorarás tu ánimo y reducirás el estrés, así como los posibles síntomas depresivos y el insomnio.

Además, el ejercicio no solo tiene beneficios para la madre, sino también para el feto y estos efectos, no solo son inmediatos, sino que se mantienen en el recién nacido y se prolongan más allá de la infancia. Se ha demostrado que el ejercicio durante el embarazo mejora el desarrollo psicomotriz el riesgo de obesidad al nacer y durante la infancia.

Recomendaciones y precauciones

  • Los ejercicios más adecuados son aquellos de bajo impacto, estando desaconsejados los deportes de riesgo, los de alto impacto, los que tengan riesgo de perder el equilibrio y otros que puedan favorecer una caída o golpe como equitación, bicicleta de montaña, esquí, etc.

La intensidad que se recomienda es la moderada, no superar los 140 latidos por minuto y debe ser gradual en función de la actividad física previa. Si se realiza un ejercicio algo intenso, no se debe prolongar durante más de 15 minutos ni practicarlo en clima caluroso y húmedo por el riesgo de deshidratación y aumento de la temperatura.

  • La actividad física ha de realizarse de forma regular (3-4 sesiones de 20-30 minutos por semana) y no de forma intermitente o discontinua.
  • Durante el embarazo existe más riesgo de esguinces, por lo que no hay que forzar las articulaciones y hay que realizar calentamiento previo y “enfriamiento” posterior (durante 5-10 minutos, acompañado de estiramientos y relajación antes y después de cada sesión).

Ejemplos de ejercicio saludables

Salir a caminar todos los días, es un ejercicio muy completo que podrás realizar sea cual sea tu grado de actividad física previa, empezando de forma gradual.

La gimnasia acuática y la natación son  ejercicios muy recomendados para las embarazadas por su bajo impacto y por la comodidad que aporta la flotabilidad en el agua, sobre todo en el último trimestre.

Un buen modo de preparar tu cuerpo y tu mente des del embarazo hasta el parto es practicando yoga o pilates. Estos ejercicios combinan movimientos suaves y ejercicios de respiración. Mejorarás tu elasticidad, tu fuerza y tu habilidad para relajarte.

Si eres runner, tendrás que consultar con tu médico para que valore tu estado físico y tu embarazo. Si te da el visto bueno, sigue sus indicaciones y podrás seguir saliendo a correr mientras te lo recomiende.

El ejercicio moderado durante el embarazo es beneficioso (siempre que sea un embarazo normal sin complicaciones), aunque como hemos visto haya que tener una serie de precauciones para evitar riesgos. Si te mantienes activa durante el embarazo evitarás complicaciones y te sentirás más cómoda y feliz con tu cuerpo. Además, estos sentimientos también los notará tu bebé. Embarazada sana y feliz, feto sano y feliz.

Deja un comentario

Name*

Email* (never published)

Website

NO
[data-image-id='gourmet_bg']
[data-image-id='gourmet_bg']
[data-image-id='gourmet_bg']
[data-image-id='gourmet_bg']
[data-image-id='gourmet_bg']
[data-image-id='gourmet_bg']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']