Tengo síndrome de ovario poliquístico, ¿podré ser madre?

Portada » Comunidad FIV Recoletos » Blog » Ginecología » Tengo síndrome de ovario poliquístico, ¿podré ser madre?


Ovarios poliquísticos, SOP

El síndrome de ovario poliquístico (SOP) es un desequilibrio hormonal que puede causar reglas  irregulares, crecimiento no deseado de vello y acné, así como dificultad para conseguir el embarazo.

El SOP comienza durante los años de adolescencia y puede tener distintos grados de severidad. La mayoría de las veces se diagnostica en adolescentes con los primeros ciclos menstruales o en mujeres jóvenes, al no quedarse embarazadas o querer adelgazar.

El SOP no es sinónimo de  esterilidad, en la mayoría de casos se consigue el embarazo tratando el desajuste hormonal y favoreciendo el embarazo espontáneo, o en caso de ser necesario, recurriendo a técnicas de reproducción asistida.

Qué es el síndrome de ovarios poliquísticos (SOP)

El síndrome de los ovarios poliquísticos se considera una de las causas más comunes de subfertilidad femenina, y es un trastorno endocrino asociado a cuatro factores:

1. Un desequilibrio de las hormonas sexuales

2. Existencia de resistencia a la insulina

3. Ciclos menstruales irregulares

4. Aparición de quistes en los ovarios

Las mujeres con síndrome de ovarios poliquísticos producen cantidades de andrógenos (hormona masculina que se produce en un bajo porcentaje también en la mujer) más altas de lo normal y esto perjudica la ovulación. Normalmente cada mujer en edad reproductiva  madura y libera un óvulo en cada ciclo menstrual.

Sin embargo, en las mujeres que padecen el SOP los niveles de andrógenos hacen que la ovulación no se produzca por lo que, por una parte tienen ciclos menstruales muy irregulares, y por otra no se puede conseguir el embarazo porque el óvulo no puede ser fecundado por el espermatozoide. El hecho de no ovular hace que se creen quistes en los ovarios (aunque tener quistes no significa tener SOP).

Este exceso de andrógenos hace además que en muchas mujeres con SOP exista exceso de vello (hirsutismo) y acné.

Causas del SOP: ¿es hereditario?

Actualmente se desconoce la causa del SOP. La mayoría de los investigadores creen que su origen es multicausal, con un papel importante de la resistencia a la insulina.

Aunque aún no está demostrado científicamente, el SOP  se considera  enfermedad genética ya que las mujeres con este trastorno suelen tener una madre o una hermana también afectadas.

Síntomas del SOP

–          Alteraciones en el ciclo menstrual: ausencia de periodo o periodos irregulares.

–          Infertilidad

–          Sobrepeso u obesidad

–          Exceso de vello corporal en pecho, abdomen, cara y alrededor de los pezones.

–          Acné abundante en cara, pecho y espalda.

–      Marcas oscuras en la piel, sobre todo, en axilas, ingle, cuello y mamas (acantosis pigmentaria).

Otros riesgos para la salud relacionados con el SOP

El SOP no afecta solo al sistema reproductor, sino que la resistencia a la insulina afecta a todo el cuerpo y aumenta el riesgo de desarrollar diabetes mellitus tipo 2, enfermedades cardiovasculares y obesidad, así como el síndrome metabólico (asociación de obesidad y alteraciones metabólicas como hipertensión, aumento de glucosa, triglicéridos  y colesterol en sangre).

Además, las mujeres con SOP tienden a tener aumentado el grosor del revestimiento del útero  (hiperplasia endometrial), lo que aumenta el riesgo de cáncer endometrial.

Embarazo con SOP: ¿es posible?

Sí. Una mujer con síndrome de ovarios poliquísticos puede quedar embarazada de forma natural, si se consigue que haya ovulación perdiendo peso o induciendo la ovulación con tratamiento farmacológico.

En el caso de no conseguir el embarazo con estos métodos más sencillos, las mujeres con SOP pueden recurrir a tratamientos de reproducción asistida, como la inseminación artificial o la fecundación in vitro.

Cabe destacar que las mujeres que tienen SOP suelen reaccionar de forma elevada a la medicación por lo que existe el riesgo de hiperestimulación ovárica, por lo que se les aplica un protocolo específico y personalizado.

Tratamiento del SOP

Llevar un estilo de vida saludable y mantener un peso normal  mediante dieta equilibrada y actividad física regular mejora mucho los síntomas y previene los riesgos asociados al SOP.

La forma más común de tratamiento del desequilibrio  hormonal es la píldora anticonceptiva, que regula  el ciclo menstrual, y mejora el acné y el hirsutismo.

Aunque lo más frecuente es tomar las hormonas mediante la píldora anticonceptiva, existen otras alternativas de terapia hormonal como el anillo vaginal, el parche o los implantes hormonales que cumplen la misma función.

En función de los síntomas asociados, puede ser necesario asociar otros fármacos como, entre otros, citrato de clomífero para inducir la ovulación, metformina para la resistencia a la insulina, o antiandrógenos u otros medicamentos  para tratar el hirsutismo o los problemas en la piel.

Es muy importante diagnosticar y tratar el síndrome de ovarios poliquísticos para corregir los síntomas y prevenir posibles enfermedades asociadas. En nuestra clínica, FIV Recoletos, contamos con expertos en salud ginecológica y obstétrica que pueden asesorarte en el tratamiento del SOP  y ayudarte tanto a conseguir quedarte embarazada como a tener un embarazo seguro y saludable.

Deja un comentario

Name*

Email* (never published)

Website

NO
[data-image-id='gourmet_bg']
[data-image-id='gourmet_bg']
[data-image-id='gourmet_bg']
[data-image-id='gourmet_bg']
[data-image-id='gourmet_bg']
[data-image-id='gourmet_bg']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']
[data-image-id='gourmet']